lunes, 22 de febrero de 2016

Sierra de Béjar, febrero de 2016


A pesar de la poca nieve que tienen "nuestras montañas", la ventisca de la semana pasada nos ha permitido disfrutar de imágenes tan bellas como las que se muestran en esta presentación. La Sierra de Béjar, y muy particularmente la Ceja, se mostraban como si fueran los Alpes. No llegaba a ser la acumulación que vimos hace un par de años, pero estaba realmente espectacular.

Por otra parte, la climatología fue favorable, con frío y una niebla baja que a nosotros no nos impidió disfrutar de un sol espléndido.

La carretera hasta la segunda plataforma sigue cortada oficialmente y bloqueada con barreras, aunque no haya ninguna razón para ello. Parece ser que sigue la política de disuadir a la gente de que venga por Candelario, seguramente para dirigirla hacia la Covatilla. El dinero corre a espuertas para allá, pero aquí no pueden ni venir a verla o pasar un quitanieves cuando haga falta. No creo que sea nada raro pedir que se permita el acceso a quien voluntariamente quiera subir cuando está en perfecto estado, lo que ocurría ayer y ocurre la mayoría de los días del invierno. Además, los montañeros pagamos impuestos como cualquier otro. ¿Por qué motivo no podría pasar un quitanieves cuando fuera preciso? (e insisto que la mayor parte del invierno ni siquiera eso hace falta, tan solo deberían asegurarse de que no hay neveros). ¿Por qué se desprecia el valor de la sierra y se pretende fíar el supuesto progreso al esquí? ¿no hay suficientes pruebas ya de que cada día hay menos nieve?

En cualquier caso, no es que yo lo recomiende, pero hay quien ha apartado ligeramente una de las barreras y, bueno, algunos coches pasan. Sólo lo digo porque se sepa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario